Archivo | C’est la vie Erasmus RSS feed for this section

Que viene que viene…

15 Jun

Ya está aquí. Ha llegado. El mes que nunca creí que llegaría en Septiembre y el que llevo temiendo medio Erasmus. No sólo ha llegado, sino que ha arrasado con los días y me planta ya en su mitad sin vergüenza ninguna. Será desconsiderado…

Han pasado tantas cosas que incluso pensar en el soleado y caluroso mayo se me hace extraño. Desde primeros de mes parece que ha vuelto el maldito y odioso otoño, y todos cruzamos los dedos cada día porque el cielo gris y lluvioso vuelva a pirarse tan pronto como volvió; más por no querer hacer aún más dramático si cabe el final que porque realmente nos impida hacer nuestra vida.

Empezar el mes haciendo turismo me ayudó a ignorar el shock de “dios mío, es junio”.Por fin vino mi hermanito, como regalo de cumple anticipado, y por fin pude compartir con él intensamente muchas cosas que le contaba por mail o por aquí; cosas que me apasionan y que odio de París; empapándole un poco de lo que es un Erasmus e incluso de esos momentos para acabar el día de cenas y pelis, birras y risas, en familia carnal y en familia parisina.

Y también “por fin” llegó mi cumple, y con ellos algunos de mis abulenses, con regalitos frikis y la paz de la amistad sin más :)
Así que tanto turismo me ha mantenido más que entretenida y agotada durante unos intensos y largos quince días.

Como digo, pasó MI 12 de junio y como ya es habitual, lo pasé comiendo con mis 4 gatos preferidos (a falta de muchos que no pudieron estar), y disfruté de regalitos tan memorables como una versión de “Lisa hoy es tu cumple” o un Cd de Grandes Éxitos Mañaneros Entre Colocs :D Gracias gracias y gracias otra vez!!

Mis ánimos universitarios ya están más que enterrados y sólo tengo unas ganas ansiosas de acabar de tener 1 día de clase por semana; aunque lamentable eso supondrá que cuando termine, terminará también esta aventura; ya que acabo mi último examen media hora antes de montarme en el tren a Ginebra.

Si el mes pasado idealizaba conscientemente todo lo que rodeaba (la droga del Sol es lo que tiene), hace unas semanas me he dado cuenta que hay ya muchas cosas que me hartan de estar aquí. Casi todo en relación a la manera en que (no) funcionan las cosas o el hermetismo parisino de la gente. Aunque llevar ya 4 meses y pico sin catar una caña o una charla con cualquiera esperando el bus, se nota.

Los temidos trámites necesarios para marcharse se van rellenando casilla a casilla con algo de pena, pero también con esperanza ya en lo que viene y en lo bueno que esto “ha” sido y aún está siendo para todas mis yos: la de antes, la de ahora y la que “viendra”.

Como siempre parece que me quedan algo tristes las entradas (normal acércandose ya los títulos de crédito), voy a poneros unas fotillos y unos breves comentarios de las quizá últimas escapaditas pour la France.

Fui a Rouen, que en español tiene un nombre menos élfico y más gañán: Ruán; donde descubrí que una ciudad pequeña no tiene por qué estar necesariamente muerta. Es una ciudad preciosísíma con sus casitas de vigas vistas y colorines. Y cómo no, su espectacular catedral sobre la cual Monet hizo más de 30 estudios de luz y que se ha convertido en mi favorita (reconozco que me siento un poco infiel para con Notre Dame!).
Y también decidí bañar mis pies un año después de hacerlo por Sevilla, sólo que al otro lado, en frío y gélido Atlántico. Digo los pies porque tras horas mirando el tiempo, decidimos ir a Dieppe porque sería el sitio que mejor haría; aunque eso no supuso que hiciese bueno xD

En fin, huyo ya a ver una peli, a no estudiar un examencillo de mañana de una que igual paso de convalidarme. Si hay cosas que no cambian de un país a otro, son las ganas de estudiar.

Castillos – Proyectos

3 Abr

La vida de un Erasmus, está llena de proyectos. Sobretodo de esos viajes que se piensan en alto o que se tildan de imprescindibles. Su formulación es atemporal:

Pasado
“Buah, pues cuando estés en París, tienes que ir a Bruselas! Y a Amsterdam!!! Que estás al lado y en tren llegas en nada!!”
Presente
“Puff…. Es que me vienen fatal las fechas, al final me voy a quedar sin ir a Amsterdam con las ganas que tengo acumuladas desde hace años… Pero eso sí, hay que aprovechar la dusvansánk* ahora que hace bueno para ir a Lil, Güán, Normadía… oh oh! Y a Ansí** que el otro día vi las fotos de Fulano y es precioso, además Pieggg es de allí!”

*carte 12-25, una tarjeta para viajar en tren tirado de precio
**Lille, Rouen, Annecy

La construcción de castillos en el aire es la especialidad de todo estudiante. Pero la realidad es otra cosa, al menos mi realidad. En poco acabaré las clases que empecé en enero y comenzaré las que de verdad tienen que ver con mi carrera y que no terminan hasta finales de Junio. Así que como pringui de un école de comercio que no puede faltar más de 4 veces por clase, mientras unos acaban sus clases, otras tienen que digerir con buen humor su futura ausencia de tiempo libre para gran parte de los chateaux que se había construido.
Pero tampoco me quejo tanto, el haber tenido hasta ahora sólo 2 días de clase este semestre me ha dejado aprovechar bastante tiempo para investigar París :)

Motivada por este nuevo comienzo escolar, he decidido inaugurar la temporada de patinaje a tope. Ou yeah!
Comenzó con los 26km de la famosa ruta de los viernes en patines con cientos de personas y una amiguita de visita (María!). Así que ya puedo decir que la hice entera y que no tiene nada que ver con la caña que metieron en la que dejé a medias en Noviembre. Esta vez conocí a 2 españoles, uno de ellos exErasmus que lleva aquí 10 años, y que me hablaron del que pienso hacer mi nuevo lugar de entrenamiento: el hipódromo del Bois de Boulogne.

Y es que para mi fin de Erasmus hay 2 grandes castillos:

– Las 24h de Le Mans en patines o cómo hacer 4,2km en menos de 10min con unos patines de Freeskate poco apropiados

– Y descubrir Suiza en patines con mi querida madridpatina! :)
Este viaje hace de puente entre mi despedida de París y mi retorno a Madríz y a la vida real; y aunque sea a primeros de Julio, la experiencia me dice que va a llegar antes de lo que imagino.

Sin olvidar otros castillos aún por confirmar por becas de Francés e Inglés, búsquedas de pisos en Madrid, mi regreso al hockey, y campamentos veraniegos!

Ayyy… el incierto futuro de la vida del estudiante..!

Aunque viéndolo así todo junto, no puedo evitar sentir cosquillitas de emoción en el pecho por tantos nuevos comienzos :)

Eje Erasmus París-Roma

27 Mar

Bueno bueno pues al final se me echó el tiempo encima y no pude actualizar a tiempo para decir que me iba a visitar a un colega de Erasmus a Roma.

Así que sí, heme aquí! No sin pasar el control de aduana más intensivo de todo el erasmus en Orly (adiós desmaquillante deliplus), el característico retraso de easyjet y una lección valiosa: activar el roaming de tu móvil gabacho (sí amigos, eso que en España no sabemos ni que se pueda activar; hacedlo por internet para evitar el susto de no poder usar el móvil más que como pisapapeles.)

El color de Roma

Me he venido a pelearme por el edredón con mi compañero de clase Pablo y a reunirme con el futuro arquitecto de Isaac + más amiguitos (a.k.a. abulensis). Así que muy bien y muy contenta de poder verlos, sobretodo a Isaac y Víctor que llevaba muchísimo sin verlos, y mucho que tardaremos en reunirnos otra vez entre fines de erasmus y probables veranos de curro/aprendiendo inglish.

En fin, no sé qué decir que he visto, porque llevo 4 días y creo que puedo decir que he visto “””todo””” a excepción de museos capitolinos y capilla Sixtina. Resultado: muchas fotos, mucha pasta, un meñique del pie totalmente rojito y pelado y un gemelo agarrotao.

Lo que más me está encantando de esta ciudad es precisamente lo que más me impresionó a priori: el caos de un mapa enoooooorme, con iglesias por todas partes, y calles que se mezclan y cruzan sin planificación alguna y que me recuerdan un poco a mi querida ciudad natal.

Aún no tengo fotos con mi jetuño para que no parezcan buscadas/robadas por google, así que para los cotillas, de momento tendréis que conformaros con las subidas a Flickr o al album de feisbuk.

Aún me quedan un par de días por aquí que me tomaré con muuucha calma y con ganas de volver a poder hablar en una lengua con la que sé comunicar cosas tan tontas como “Puedo usar X” o “Le importaría….”. Es curioso que te pregunten algo y te salga el francés por defecto como lengua asociada a idioma extranjero!
Un saludo a todos y muchas gracias a mis abulensis por venir y poder reunirnos en esta magnífica ciudad, porque os echo de menos mucho más de lo que pensaba, aunque sólo sea para hablar de temas escatológicos sin ningún tipo de pudor en la mesa :)
Alfombra de piedra

Domingo de luto: à bientôt Laia

23 Ene

Primer día en París

Y no por que se haya muerto nadie. La verdad es que tampoco es una cosa tan grave y quizá (probablemente) esté exagerando. Pero hoy es el día que he censurado en mi cabeza desde que supe que existiría. Laia se me va, se me resbala jabonosamente a los Madriles de vuelta a su vida fuera de la burbuja que compone el Erasmus. Mi más mejó amiga parisina, y parte del podium de mejores amigas sin más.
Siempre que estoy con ella tengo la sensación de estar comiendo todo el rato. Aunque a veces más que una sensación es un hecho. Voilà el menú para la víspera de una despedida difícil, para degustar las últimas confesiones:
El jueves una cena de secretos en la cocina con pasta en salsa de Cabrales e Ideazábal.

El viernes, úlltimo desayuno juntas en ese, nuestro sitio no-secreto, en el jardín encantado del Musée du Moyen Age a -1º. Infusión de menta-regaliz en termo, taza con carita feliz (lo que queda de ella) y un café starbucks por mi parte. Napolitanas y croissants por la suya. Todo aderezado con gorriones y palomas pedigüeñas, amén del descubrimiento de una nueva raza de pájaro jamás vista por ninguna que cuando te miraba de frente, parecía desaprecerse.

El sábado una de crêpes en su casa con la familia Erasmus. Una lección a aprender: si quieres comer, no cocines. Fue una velada entrañable donde las haya, donde la minoría francesa parecía estar de subidón y bailando reggae como locos y los españoles más sosos al principio. Tranquilos, acabamos haciendo honor a la expectativas “giving it all” con Queen y (oh mai gaz, acabo de recordarlo!) Grease. Hay un par de vídeos que quizá publique para deleite del auditorio.

Y de postre guitarras que cantan canciones tristes para ir allanando el camino a la penilla… Evité el momento de decir adiós hasta que no quedó más remedio que aquella sucesión de abrazos lacrimosos, con menos intimidad de la deseada.

Como no podía ser menos, al final hubo una de sorpresas de la casa que incluyó una caja llena de fotos de familia, con parrafadas incluidas, y una torre eiffel, que nunca sobran. También una tontería que me dediqué a hacer en las últimas 24h non stop con mis limitados recursos de flash y iMovie, que quizá cuelgue.

En fin querida mía, no te voy a repetir más lo que me he jartado de decirte por todos los medios posibles: facebú, inperson y a lo largo de 125sms según mi móvil. Profite bien de ta nouvelle vie à Madrid, chez toi (oui, TOI!!!) et Andrea, oki?
Te ai lof yu sou mach, an zenkiu for ebrizin!!
Y para que no lo olvides: Te quiero igual!

Ale, me voy a ver El Paciente Inglés.

La rentrée

11 Ene

 

Los tres señores (de los cuales aún conservo un “autógrafo” de mi tierna infancia como oro en paño) se portaron muy bien, más que bien! Me trajeron justo lo que había pedido; es lo que tiene ser una niña buena :) : guantes, bufanda, Lo que me queda de vivir de Elvira Lindo y un bolso de viaje sorpresa que voy a pasear por todo el mundo que se me ponga por delante para llenar sus mil bolsillos de lo que vaya encontrando.
Mis papis quedaron muy sorprendidos y sobretodo satisfechos con sus regalos :)

Finalmente abandoné mi ciudad natal un día después de lo previsto, lo que me permitió disfrutar un pelín más de mis abulenses, y también mejor por el simulacro de redespedida con abracitos, besos y buenos deseos mutuos.

Y por Madrid no pudo ir mejor! Mis últimas horas consistieron en pasear Madrid con unas charlas que se encuentran muy pocas veces y que me ayudaron a aclarar mis próximos pasos en esta mi “nueva” vida que ya llega casi a su meridiano. Mi última comida española fue con mis más mejores frutos de los patines: comida vegetariana de la mano de los súper chefs Guipu y Nago en su casa, con Alter y Ego como compañía (algo en contra de mis amigos con nombres bisilábicos extraños?xD).

Mi avión salió una hora tarde (como la inmensa mayoría de vuelos del domingo) ya fuera por ovnis o controladores, haciendo que a mi llegada a París no me quedase otra que compartir taxi con unos argentinos de Buenos Aires encantadores que llevaban casi 24h de viaje.

En fin, se acabaron las navidades, e intentaré aprovechar los últimos días de vacaciones haciendo esas cosas que o haces ahora, o se quedarán así meses (como limpiar, ordenar, o terminar de decorar tu habitación jijiji)

Resumen para vagos:
Gracias a todos por las charlas, las cañas, los chocolates, los vicios (y victorias! JUAS!) al Halo, las cenas, comidas o simples paseos recordando infancias. No os olvidéis de mí todavía!


Le fabuleux destin de ¿mon? HTC

15 Nov

Llevo como 6 horas para hacer esto (sí, sin parar). Pero me ha desesperado tanto esta historia que merece ser ilustrada.

Lidia vio que el precio de un HTC Wildfire con internet y todo en Francia, es mucho más asequible que en España.

Así que fue al The Phone House. Pero no lo tenían así que le mandaron a otro.

Tras esperar media hora (lo normal, vaya) le dicen que necesita la “carte bleue” de su cuenta, pero aún no disponía de ella. Así que se va a casa.

Días despues, ya con su tarjeta de crédito, decide volver a intentarlo; pensando que no habrá problema.


Pero el papel de la información de su cuenta (RIB) no está actualizado con su nueva dirección. Así que se va a casa.

Al rato vuelve con toooda la documentación por si acaso.

Todo va bien y Lidia llega a tener en sus manos su nuevo HTC. ¡Casi se le saltan las lágrimas!

“Excusez-moi…”. Resulta que su tarjeta aún no está activada. Así que no se puede realizar el pago.

(Final alternativo para los freaks MUY freaks, que sólo entenderán ellos)

Indian inside

5 Nov

Poco que contar en lo que ha seguido de semana.

Tuve un 90/100 en mi primer examen (yujú), lo que no hace sino ratificar mi teoría de no-sacrificio pre-examen más que lo justo y necesario en el último momento xD Y sé que no es sano, really! Pero gran parte de ese examen megafácil se lo debo a economía de instituto y de la carrera (3 años). La asignatura era “Comportamiento del Consumidor” y aunque ahora ya hemos entrado más en Marketing, no dejo de tener la sensación de que estas asignaturas están a años luz del temario de las de mi universidad natal; mucho más especializadas. Pero claro, es lo que tiene que en un lado exista la carrera de Publicidad como tal, y en la escuela de negocios hiperchachiguay parisina sea un campo que básicamente te introducen en varias asignaturas… Ains.. Con lo que me mola a mí mi carrera…

Ayer fui a tomarme una birra por Bastille y descubrí lo que puede ser el Tribunal de Madrid, la Gran Vía de Salamanca o la Avda de Madrid de Ávila (por decir algo xD) en París. Montones de garitos de distintos precios, mucha gente, y mucho bohemio con pintas raras (bueno, de esos en Ávila pocos, cosas de la presión social supongo). Aunque el que escogimos (La mechanique cuantique) era lo más parecido a un antro típicamente español en lo que aspecto se refiere (salvo por los borrachos a las 23h); media pinta a 3 ó 4€, duele.
También descubrí con gran decepción que los gauffres no son ni mucho menos esas empalagosas masas pringosillas y calentitas de 3×4 cruadraditos; si no más bien una cuadrícula rancia y seca de 4×5. Lo mejor fue que cuando me preguntó la chica con qué lo quería y contesté que sólamente “sucré”, la muy salá me echó un montón de azúcar glass por encima (fíjate tú qué ironías). Así que, decepcionada, me resigné a intentar saciar mi capricho con aquel sucedáneo de “gofre”… Espero que no sean así en todas partes!

Como despedida y para empezar con una buena sonrisa el finde… Disfrutadlos por Dios!
Dedicados especialmente a mi querida Cris, que seguro que se echa unas risas en este día tan especial. Felicidades charra!!! :)


Madriz fugaz

2 Nov

Tras un examen normalito… a España!
Quedé con mis universitarias en plena gran vía a eso de las 9, tras un día enteramente dedicado a viajar y a esperar de un lado y tipo de transporte a otro.
Después de pasar a su lado sin que ni ellas ni yo nos diésemos ni cuenta, me escondí detras la columna y por un momento pude observar el círculo de confidencias que formaban. Me di cuenta de que en algunos casos parece que se ven las conexiones entre las personas, la unión de hilos invisibles entre ellas me hizo sonreír por confirmar que seguían igual. Abracito comunitario y comienzo con las actualizaciones :) Aunque había tantas cosas en todos nuestros tinteros que tendré que ir recibiéndolas de visita en visita. En cierto modo me hacía sentir en París el interior de aquél primer McDonalds de Madrid; con sus altos y decorados techos y sus escaleras y suelos de mármol. Se me hacía inconcebible haber hecho un examen en París esa misma mañana y ahora estar cenando con mis amigas en el centro de Madrid! Aunque más increíble se me hacía ver que aún a las 12 (minuit) no dejaba de entrar gente.

Mieditorl!

Tras despedirme, con grandes abrazos y deseos; la conclusión a la que llega todo el mundo que se ha movido por Europa, chocó contra mí.
Viernes. 1.30 de la madrugada. Madrid. Calle Montera.
A esa hora, Madrid está viva, tanto o quizá más de lo que pueda estarlo a las 22h. Y sonreí. Mientras bajaba hacia mi antigüa casa; caminaba con calma, atravesando Sol, Plaza Mayor, Toledo, Pontones… recordando donde me hice el piercing; donde vi a X; donde trabajaba Y; donde grabamos un reportaje de meses en una tarde; donde iba de pequeña a comprar figuritas de Belén; la primera tienda de cómics sobre la que puse un pie un día de excursión del insti; el Thephonehouse de la vizca que nos puso el teléfono fijo; donde compré los detalles de aquel disfraz de calabaza; donde me compré mis patines y la cuesta que me enseñó a frenar; aquella tarde inolvidable de cafetería fuera del tiempo… Y al fin, mi “casa”. No puedo evitar seguirla llamando así; aunque no sé si algún día volveré a vivir allí, es curioso.
Me reencontré con “mi” compañero de piso y tras contarle las novedades de las que tan envidioso dice sentirse, volví a dormir en mi cama. Pese a que tampoco es ya mi habitación, y que había muchas cosas diferentes; no me sentí extrañada… Es como si siguiese siendo mi espacio, conmigo dentro. Es una sensación guay :)
A la mañana siguiente confirmé que el tiempo me había acompañado, literalmente: Lluvia tonta y algo de viento. Así que con el paragüas que alguien se dejó en la fiesta de cremaillere de mi piso en mano, puse rumbo a Tribunal, donde debía comprar la segunda parte de mi libro preferido. Me enteré unos días antes de su existencia y tenía taaaantas ganas de conseguirlo!! Recorrí la calle donde comencé mi experiencia como monitora de niños buscando una librería. Me pilló de sorpresa el número 40, ya que era una puerta con papeles en los cristales. Por alguna parte debía poner “libros” y me adentré con cierta curiosidad. Me presenté al librero que ya había contactado por email y se puso a localizar mi tesoro. Cuando me dijo “Te importa que te tutée?” me di cuenta de que París estaba cambiando mi manera de expresarme, haciéndola demasiado educada incluso para un desconocido. Estuvimos hablando sobre estudiar en el extranjero, ya que no tenía ninguna prisa; pero como parecía que alguna vez alguien le hubiese cortado la conversación por excesiva; insistió en no entretenerme más. Así que, con mi joya en las manos le pregunté por una cafetería tranquila donde poder tomar un café y leer. Así que siguiendo sus señas, llegué al 2 de Mayo, a un sitio que desconocía y que se convirtió en mi cafetería preferida de Madrid.
Bajo el nombre de Pepe Botella, me recibió una estancia con aire añejo y olor a autenticidad y madera. Tomé asiento en uno de esos sofacitos alargados de café viejo y pedí con una sonrisa el capricho de una tarta de limón con galleta y un café bombón que me recordó y quizá fue homenaje a quien me descubrió la existencia del libro que iba a empezar a leer…
Pero la hora se me echó encima, como suele hacer y aún tenía que comprar unos cordones para los patines en Malasaña. Cuando los conseguí y aún con la sonrisa del dependiente en la cabeza, llegué tarde a ver a un compi de clase que me reprochó el retraso y con el que intercambié rápidamente impresiones Erasmus de París y Roma, mientras comía un croissant. Curioso que con ciertas personas siempre tengas la sensación de no llegar a la conversación realmente interesante…
Después de una siesta que me hizo sentir vivir en un día con dos mañanas; se suspendió mi ruta en patines vestidos de Halloween (y mi disfraz era INCREIBLE), así que como plan alternativo reuní a los poquitos que me fue posible para tomar algo por la misma zona que había paseado aquella mañana. Las mejores croquetas de Madrid, unas tostas y cañas con limón. Más abracitos y novedades con mis patinadores. Aunque me supo a poco. Estas navidades ya veréis!!

Hasta aquí Madrid, mañana cuento un pelín que me dejo por contar sobre Ávila.
Me ha encantado volver por unas horas a mi “vieja” vida; tomar contacto con lo que hacía hasta hace un par de meses. Te das cuenta de las cosas que hacen particular esa ciudad: sus metros que llegan por la derecha, los semáforos que parpadean (muy útiles para no morir atropellado); pero sobretodo: su gente. Adoro que seamos tan alegres, tan gritones, tan exagerados; tengo la sensación de que somos más divertidos e incluso más felices que lo que me parecen los parisinos…
Es como si disfrutásemos más de las pequeñas cosas.
Muchas gracias a todos por vuestro tiempo este finde!
Me ha encantado veros y abrazaros :) Un beso muy fuerte, de verdad.

Otro martes de huelga general

20 Oct

Ayer, después de clase decidí ir en bici a casa y comprar algo de fruta. Pero al llegar al barrio, me encontré con un montón de gente reuniéndose en Nationale para ir a Place d’Italie (que está a unos 200m) e iniciar desde allí su manifestación.

No sé si empezaría desde allí, ya que la anterior con la que me crucé comenzó en Bastille, o si empieza en varios sitios a la vez para reunirse todas las marchas en una.

El caso es que las manifestaciones aquí tienen un ambiente diferente al de España… Es como si fuesen menos… cómo decirlo… radicales? Me refiero a que a pesar del volumen de gente que las compone, parecen ser más serios y no niños con palestinas gritando “Dónde están, no se ven los [adjetivo] del PP” o dando la nota. La gente va tranquilamente, con su grupillo, quizá comprando una rica brocheta de carne en alguno de los puestos que aprovechan la ocasión; como si fuese a dar un paseo. Además es curioso el ambiente por la músiquilla y los globos y balones… parece casi como una especie de festival.

Aquí tenéis algunas fotillos para empaparos un poco más de lo que se está viviendo por aquí.

Por cierto, hoy ya he visto varias gasolineras con el cartel de “sans essence”… Vamos, que la cosa está chunga con el gasóleo a 2 días de que venga mi primera tanda de abulenses a verme. Aunque lo malo en los aeropuertos ahora mismo no es llegar… sino volver xD

El primer mes

12 Oct

Bueno, pues ya cumplí mi primer mesecito en París, el día 9.
Madre mía…
Los meses volaban desde primavera y ahora es como si el tiempo se hubiese ralentizado. Me parece TAN lejano aquel primer día… Ha sido vraiment intenso… Es como si viviese en una especie de burbuja en el tiempo, quizá por el vértigo de tantos cambios en tan poco tiempo…

Hace un mes no tenía absolutamente ni idea acerca de esta ciudad,
de sus transportes,
de sus gentes,
de sus huelgas,
de sus plats à emporter y los sushis en cada esquina,
de sus frecuentadas lavanderías,
de sus viviendas precarias a la vez que encantadoras,
de sus ciclistas,
de su cultura de la segunda mano,
de sus iglesias, tan diferentes a las de mi tierra natal,
de sus contrastes climatológicos y sociales,
de sus silenciosas callejuelas y ruidosas avenidas….

Y ahora tan sólo empiezo a hacerme una idea, pero aún así hay un abismo brutal entre aquel 9 de Sept y este 11 de Noviembre.
Aunque sigo igual de perdida, así que tranquilos, que os queda gallinita ciega para rato :)

Y acerca de eso, tengo que daros las gracias.
Muchas gracias por seguirme y comentarme (in person, por email, o por aquí mismo) vuestras impresiones, quejas y otras cosillas. Han sido unas sorprendentes 643 visitas hasta el día de hoy, y 43 sólo el día que conté detalles de mi piso; lo cual me hace bastante ilusión (ya sea por cotilleo o por mera esperanza de gorroneo :P).
Así que muchísimas gracias! De verdad!! =)

Os dejo un cuentecillo para antes de iros a dormir. (Dedicado a mi buena seguidora Maru, como intento de compensación por olvidarme de su día =) )
Mañana, mi finde con fotillos que me tiene que pasar Laia!

A %d blogueros les gusta esto: